Categorías
Colaboraciones

Tenía tanto que darte: la trágica historia detrás de la canción.4 minutos

Autora: Blanca
Corrector/a: M.E.F.P.

Supongo que a estas alturas todo el mundo conoce la canción «Tenía tanto que darte», del grupo Nena Daconte. Fue todo un hitazo en el 2008 y ganó un montón de premios. Pues bien, hace pocos días llegó a mis manos, mejor dicho, a mi móvil, un artículo. En él la propia Mai Meneses, la cantante del grupo, nos descubría a través de sus stories de Instagram lo que había detrás de esa canción.

Y si ya la leyenda de que la letra iba sobre un aborto que sufrió Mai nos dejaba con los pelos de punta, la realidad detrás del grupo de Nena Daconte te va a dejar peor: una historia de maltrato por parte de su pareja y compañero de dueto.

Pero antes vayamos por orden cronológico. En la edición del programa Operación Triunfo del 2002, una joven Mai Meneses era la primera expulsada de la famosa academia. Sin embargo, ella continuó con su sueño de ser cantante y se puso a componer y escribir su música. Un día, la discográfica Universal se fijó en ella y le ofreció un contrato como cantante. Le compró sus canciones autoeditadas para relanzarlas con la condición de que tenía que ser junto con Kim Farlo, un músico y productor. Y así nació el grupo Nena Daconte.

No obstante, según cuenta Mai, ella seguía sintiéndose como una perdedora y una fracasada por haber sido la primera expulsada del programa. Universal le empujó a hacer el dúo porque «le iba a ir mejor». Además, Universal la quería meter en un producto que ya tenían pensado en el que iba a encajar. Todo esto iba a acompañado de palabrería elocuente y una relación con Kim que hacía que se llevaran bien.

Y de repente, los astros se alinearon. En 2008 «Tenía tanto que darte», que habla de desamor y no de un posible aborto, se convertía en una de las canciones más escuchadas en toda España. Nena Daconte se convirtió en un grupo que todos reconocíamos, ganaba premios y eran las estrellas del momento. Además, por aquel entonces eran pareja, algo que le gustaba mucho al público.

Paralelamente, Mai, que no sabía cómo gestionar toda esta nueva situación, empezó a beber. Según reconoció en una entrevista, hizo la gira de su segundo álbum borracha y Universal la obligó a hacer el tercer álbum y su promoción. 

Durante la producción del segundo álbum, la pareja rompió su relación por el maltrato que sufría Mai de su pareja ya que la trataba de loca e ignorante. Además, también le decía que nadie la quería y que le estaba haciendo «un favor». Vamos, lo que hoy conocemos como gaslighting

Finalmente, ya en 2010, Nena Daconte acabó como dueto y Mai se quedó con el nombre. Este hecho no le gustó mucho a Kim y la acusó de fría, manipuladora y mala profesional. Una de las cosas que más le molestaba a Mai era que él se haya quedado con el Ondas a un álbum que compuso sola. Además, la demandó por los derechos de autor. 

Por otro lado, muchos otros músicos, compañeros de él, se hicieron eco del asunto y empezaron también a hablar mal de ella haciéndonos creer que era la mala del grupo. Vaya, a alguien le han dado en el orgullo de machito. Todo esto hizo que Mai se quedase sola y con el discurso mayoritario en su contra y por más que llamaba a productores y discográficas, nadie le cogía las llamadas. Y esta es la historia, y no bulo, que se esconde detrás del exitazo «Tenía tanto que darte»: una relación tóxica y abusiva donde la industria de la música maltrató a una trabajadora pero que finalmente acabó con un final feliz ya que Mai afirma que ya ni bebe ni fuma y «hate tíos».

Deja un comentario